paisaje

La vida es cambio.

Todo cambia en la vida, si lo miras con atención.

En los árboles, las hojas crecen, y van creciendo con la primavera, dorándose con el verano, y cayendo con el otoño, para después pasar a formar parte del suelo nutritivo durante el invierno.

Y eso es maravilloso, porque nos permite ver un árbol que cambia, que evoluciona, y que cada año es nuevo, diferente, con muchas caras que disfrutar.

Pues en la vida, en el universo, en lo microscópico, en las personas, también funciona parecido.

La existencia del tiempo ha permitido a muchos seres creadores del universo nacer y morir, evolucionar, y ver sus propios cambios y diferentes caras, aun cuando en el fondo de esta ilusión, todos somos uno, siempre eternos, siempre constantes, siempre completos.

Eres un Ser completo, y tienes el divino derecho de cambiar de cara todas las veces que quieras, para contemplar tu propio rostro una y mil veces, a través de los demás.

Y desde ese punto de vista, cada vida que vives es un regalo, un precioso y pequeño espacio de ilusorio tiempo, en el que puedes elegir nuevos rostros, nuevas formas de ser, nuevas formas de expresar el Amor, que sean representantes del estado de tu alma.

Y aunque no siempre soy capaz de ver esto de lo que te hablo, muchas veces me siento agradecido de haber podido sentir esa certeza, esa chispa de luz, que me hace saber que todo esto es un maravilloso juego en 3D y multiplataforma, donde Dios juega a conocerse a sí mismo(a) a través de sus partes.

Todo es cambio, y el cambio representa los distintos juegos que elegimos jugar. A veces buenos, a veces malos, a veces divertidos, a veces tristes.

Pero no te lo tomes tan en serio, piensa lo que diría un niño muy sabio: ¡es sólo un juego!

Espero y deseo que cada día juegues y te diviertas en este gran escenario que hemos creado entre todas las partículas espirituales del cuerpo del Creador, que a su vez es una partícula de otro juego mucho más grande. Y no creas que eso lo hace muy complicado. No es complicado, en el fondo, es todo muy sencillo.

Disfrutar de la vida es sencillo. Simplemente, permite que se muestre la belleza de la luz que está detrás del juego de la ilusión, y permite que tu luz brille con fuerza.

Gracias por tu luz.

Te deseo una semana maravillosa, llena de Amor, Plenitud y Sabiduría.

Un afectuoso saludo,

Manuel Requena

También puede interesarte:

Manuel Requena on FacebookManuel Requena on Youtube
Manuel Requena
Me considero un afinador del alma y un intérprete de sus mensajes, y me encanta ayudar a terapeutas y profesionales al servicio del amor a recuperar la claridad, la paz y el equilibrio interior en momentos de confusión, usando la técnica que he creado: ATS (Acción Transformadora desde el Síntoma). Si necesitas ayuda en tu camino, aquí me tienes.
Recibe mis novedades en tu email

Recibe mis novedades en tu email

Apúntate a mi lista y te informaré de mis nuevas publicaciones y eventos:

You have Successfully Subscribed!